El prognatismo, es una maloclusión de clase III esquelética y se caracteriza por un crecimiento excesivo de la mandíbula inferior respecto al maxilar superior.

Esta situación genera problemas oclusales y en la mastifacación, además de una notable alteracion estética que puede derivar en problemas psicológicos, como falta de autoestima.

Prognatismo: causas

El origen del prognatismo, aunque en muchos de los casos es hereditario, pueden existir otras causas:

  • Factores genéticos. Es habitual que existan antecedentes familiares con el mismo problema. En estos casos, es importante acudir al dentista cuanto antes para detectar el problema de forma precoz y comenzar a resolverlo casi de forma inmediata.
  • Factores ambientales. Pérdida prematura de molares temporales, problemas respiratorios por hipertrofia de amígdalas o adenoides.
  • Otras causas. Enfermedades que afectan al control de la hormona de crecimiento como la acromegalia, síndromes como la enfermedad de Crouzon o el síndrome de Down entre otros.

Tratamiento del prognatismo

En todo tipo de maloclusiones es importante acudir al odontólogo cuanto antes para poder identificar el problema y tratarlo de la manera menos invasiva y molesta para el paciente.

Es durante la edad infantil, cuando el paciente aun tiene dientes temporales, cuadno se puede tratar el prognatismo mediante ortopedia facial, utilizando aparatos adecuados, como el disyuntor y la máscara facial, y en algunos casos también la mentonera.

Si el problema es diagnosticado en la edad adulta, el tratamiento será más complejo. En los casos leves será posible realizar un tratamiento de ortodoncia para corregir la desalineación de los dientes, teniendo presente que estos tratamientos no cambiarán el aspecto de la cara. Incluso puede haber casos en los que pueda no ser posible realizar el tratamiento.

En los casos mas graves, cuando existen problemas funcionales y estéticos evidentes, el tratamiento será una combinación de ortodoncia y cirugía ortognática para colocar los huesos mandibulares en su lugar.

Desde Centro Dental Lucía Diéguez, en Ourense, insistimos en la importancia de acudir de forma periódica al dentista y al ortodoncista para diagnosticar de forma temprana cualquier maloclusión, ya que es clave para evitar tratamientos complejos, invasivos y costosos.