Las bebidas isotónicas pueden provocar caries

Se tiene la idea de que las bebidas isotónicas son recomendadas para reponer el agua y las sales minerales perdidas por el organismo tras la realización de ejercicio físico. El problema es que la mayoría suelen contener ácido cítrico, un aditivo que no favorece la salud bucodental, ya que puede provocar caries e hipersensibilidad dental.

Como hemos mencionado alguna vez en el blog de Centro Dental Lucía Diéguez, clínica dental en Ourense, y en nuestras redes sociales, los ácidos dañan el esmalte dental.  El contenido de estas bebidas, en concreto, los ácidos, inicialmente desmineralizan el esmalte hasta desgastarlo totalmente dejando la dentina al descubierto.

Bebidas isotónicas y salud bucalAunque las bebidas isotónicas o energizantes  contenga minerales beneficiosos para el organismo su excesiva ingesta no solo daña la salud oral sino también la salud cardiovascular, entre otros motivos porque suelen contener, además, importantes cantidades de azúcar. Un estudio publicado en la revista General Dentistry, y realizado por la Universidad de Medicina Dental de Illinois insiste en la misma conclusión: consumir grandes cantidades de bebidas isotónicas o energizantes puede ocasionar enfermedades bucales.

La investigación recoge que las bebidas isotónicas y energizantes afectan el esmalte de los dientes y multiplican las posibilidades de que se formen caries. Los expertos analizaron los niveles de acidez de 13 bebidas isotónicas y 9 energizantes sumergiendo muestras de esmalte dental en cada una de las bebidas durante 15 minutos, y manteniéndolas en una solución de saliva artificial. Aunque los
resultados fueron dispares, las 22 bebidas que se examinaron estaban relacionadas con el deterioro de la capa protectora de los dientes.

Mejor que bebidas isotónicas, consume agua

Muchas personas consumen este tipo de bebidas pensando que favorecerá su rendimiento deportivo, pero más bien es todo lo contrario. Desde las clínicas dentales debemos insistir en que una buena salud oral es fundamental para obtener buenos resultados deportivos; los problemas dentales e incluso maloclusiones afectan al equilibrio corporal y, por tanto, al rendimiento deportivo. En este sentido, es aconsejable reducir el consumo de bebidas isotónicas y cepillarse los dientes.

Esta investigación es una prueba más de que las bebidas isotónicas no son la mejor opción para hidratarse. El agua es la mejor bebida para el adecuado funcionamiento del cuerpo.